Bienvenido, visitante! [ Registro | Iniciar Sesion

ECONOMIA

ECONOMIA 25 septiembre, 2017

Textiles preocupados por aumento en las importaciones y compras en el exterior

En el marco de una nueva edición de Pro Textil, la Convención de la Industria Textil & de Indumentaria Argentina, el presidente de Pro Tejer, Jorge Sorabilla, afirmó que en el sector hay preocupación por el nivel de consumo que aún no muestra señales claras de recuperación, mientras que además impactan las compras de indumentaria en el exterior, y crecen las importaciones.

Sobre este último punto, advirtió que las importaciones de prendas de vestir subieron 62% en los primeros siete meses del año comparado con igual período del 2016. Del total, un 40,1% está explicado por lo que va al sector mayorista; y 23% por lo que va a marcas y retail.

Acompañado por el director ejecutivo de la fundación, Ariel Schale, Sorabilla advirtió además que la carga impositiva del sector afecta la actividad: “La economía argentina no es competitiva. Entendemos que el Gobierno está trabajando en una reforma fiscal, pero el problema son los tiempos, que no coinciden con los nuestros“.

Sobre este punto, Sorabilla dijo tener un “buen diálogo” con la cartera de Producción, pero reconoció que esto no se ve trasladado al resto del Gabinete. Sus palabras fueron en el marco de una conferencia de prensa que brindó previo a la 13° Convención del sector textil en el Hotel Hilton, y a la que tuvo acceso ámbito.com.

Durante el evento, que no contó con la presencia de funcionarios nacionales, el empresario hizo hincapié en que el textil es “un sector competitivo”, y dijo estar convencido de que “la industria nacional es la solución al problema“. “Cómo va a ser la industria nacional eficiente si tiene detrás un Estado que no lo es“, remarcó.

Hoy, la carga final de una prenda de vestir en impuestos es del 50,3. La industria solo incide en un 8,5% del valor final de la prenda“, explicó Sorabilla.

En la misma línea, Schale señaló que “impuestos, renta inmobiliaria y el sistema financiero son el problema, la industria nacional siempre es la solución”, al tiempo que añadió que “el principal achicamiento del mercado es la baja de la demanda”.

Por otro lado, adelantaron que se está trabajando en un proyecto de ley, en conjunto con la cámara de calzado, que propone reducir al 50% los costos patronales. “Es una propuesta que nació del Gobierno interpretando que parte de esa carga tributaria encarece el producto”, señaló Sorabilla. El proyecto sería presentado después de las elecciones.

En la exposición de la situación del sector se indicó que el nivel de actividad de enero a julio marcó un descenso del 12,9%, lo que muestra una desaceleración del ritmo de caída.

La Fundación estimó una reducción del 5% del mercado textil argentino en 2017, al mismo tiempo, pronosticó una disminución de la participación de la producción nacional, que alcanzará al 40% del mercado cuando a 2016 era del 45%.

De esta manera, estiman que al 2017 el mercado textil total alcanza las 400 toneladas lo que implica una reducción del 20% respecto del mercado a 2015.

• Importaciones

Según Pro Tejer, el incremento de las importaciones de las prendas de vestir avanza a un ritmo del 62% anual en kilos en lo que va de 2017: 40,1% del total está explicado por lo que va al sector mayorista; y 23% por lo que va a marcas y retail.

En contraposición, las importaciones de insumos que utiliza la industria para sus procesos disminuyeron un 8,7%; lo que va a supermercados bajó 5,3% y aquello que va a las fábricas del polo industrial de Tierra del Fuego disminuyó 20,6% en lo que va del año.

En tanto, las importaciones de confecciones para el hogar y la indumentaria están creciendo a un ritmo del 16,3% y 62,3%, respectivamente, entre enero y julio de este año, en comparación con el mismo período del año pasado.

En este marco, un 63% de las importaciones provinieron de algún país de Asia, en donde China consolidó su participación como principal origen alcanzando a casi la mitad de las compras totales de este período.

Además, los productos al final de la cadena (prendas de vestir y confecciones para el hogar) son los que registraron el mayor crecimiento: “Confecciones para el hogar e Indumentaria aumentaron un 16,3% y un 62,3% en toneladas respectivamente en enero a julio de 2017”.

• Compras en el exterior

Otra de las preocupaciones del sector son los tours de compras al exterior. Pro Tejer calculó que los viajes de argentinos al exterior alcanzaron en 2016 a más de 3,4 millones de persona y a 2,3 millones a julio de 2017. 

Además, a un año de la vigencia del sistema de compra puerta a puerta estiman la realización de 600.000 envíos de productos textiles hacia el país.

El sector registró además “nuevos mecanismos ilegales de ingreso de productos textiles por la frontera del norte del país”.

fuente: ambito.com

67 total vistas, 2 hoy

  

Enlaces patrocinados

Dejar una Respuesta




Anuncios Destacados

Seguinos en Facebook